Granada gasta 50 millones en Lotería

Texto: Juanjo Cerero Gráfico: Carlos J. Valdemoros

Los loteros de la provincia esperan que la inversión total en boletos en la provincia supere por primera vez los 50 millones de euros


Un año más, los granadinos serán los andaluces que más dinero dediquen a alimentar la ilusión de desgañitarse a grito pelado tras conocer la combinación ganadora del Gordo de Navidad. La recaudación este año superará los 50 millones de euros por primera vez en fechas recientes, según la estimación aproximada con la que trabajan en la Delegación territorial de Lotería y Apuestas del Estado. Luis Enrique González-Simarro, representante del organismo, aseguró a este periódico que hay «buenas perspectivas» de cara a las ventas de este año. Sin embargo, no se podrá decir con certeza absoluta hasta el jueves, día del sorteo. Esto ocurre porque Loterías y Apuestas del Estado espera hasta la noche de hoy para recoger los billetes que no se han venido, y hasta que esta cifra no se conoce es imposible conocer la recaudación real. Sin embargo, González-Simarro cree que la distribución este año puede subir entre el 3% y el 4%, una cifra asumible y muy similar al crecimiento que se dio el año pasado, del 3,71% con respecto a 2014, animado también por el poder adquisitivo de los habitantes de la provincia, que poco a poco se va recuperando.

Dinero gastado por habitante en Lotería de Navidad en las provincias españolas. Gráfico: Carlos J. Valdemoros

En 2015, la recaudación acumulada en boletos del sorteo extraordinario de Navidad en Granada fue de 49,24 millones, lo que arroja un total de 53,56 euros invertidos por persona. Un incremento similar al del año anterior, del 3,7%, arrojaría una cifra de recaudación aproximada de 51 millones con un gasto por habitante que rondaría los 55 euros. Esto le permitiría conservar con comodidad el primer lugar en el escalafón, un 8,55% por encima de Jaén, que ocupa el segundo lugar de la lista.

El número de billetes vendidos también alcanzaría una cifra redonda, con unos 250.000 boletos en los hogares de la provincia. El año pasado, Loterías y Apuestas del Estado ‘guardó’ casi 300.000 boletos para los granadinos, que compraron aproximadamente cinco de cada seis y devolvieron el restante. Ésta es la principal razón, según comenta Luis Enrique González-Simarro, por la que resulta difícil conocer los resultados con exactitud antes del día del sorteo. Además, hay que tener en cuenta que diciembre es de lejos el mes más animado en cuanto a compra de Lotería. Algo más de la mitad del total de boletos que se venden a lo largo de año lo hacen este mes.


Treinta aniversario

Este año se cumple, además, el aniversario de una fecha señalada, una de las ocho ocasiones en las que el primer premio de la Lotería de Navidad ha caído en tierras de Granada. En concreto, se trata del treinta aniversario del Gordo de 1986, cuando una serie completa del 3.772, un número «feo», según el adjetivo de la dueña del establecimiento que vendió los cupones– dejó en la provincia 275 millones de pesetas. Habían tenido que pasar 25 años desde la vez anterior en que la suerte había tocado con su esquivo dedo los hogares de la provincia.

Aunque 25 años puede parecer –y ser– mucho tiempo, lo cierto es que anda cerca de la media de tiempo que pasa entre años en los que alguna parte del primer premio cae en tierras locales, situada hoy en 22,4 años. De hecho, el período más largo en el que el Gordo de Navidad ha pasado de largo por las administraciones de Granada fue de 73 años, los que pasaron entre 1869 y 1942, primero del Siglo XX en el que la provincia recuperó la suerte.

A los pocos rezagados que queden sin tener todavía sus boletos para la Lotería de Navidad, quizá les interese saber que, al menos según los datos históricos de los premios que han caído en Granada, tienen más posibilidades de ‘rascar’ algo si el número que compran contiene un cero. Es el ‘número de la suerte’ en las combinaciones ganadoras, con hasta cinco apariciones distintas en los números premiados. Por el lado contrario está el nueve, que sólo apareció en dos cupones premiados, los de los años 1942 y 1961.

El trece no toca

La larga historia del sorteo especial de Navidad, constituido en su forma actual en 1812, año de la promulgación de la Constitución de Cádiz, deja tras de sí una interesante lista de curiosidades y anécdotas. Por ejemplo, la constatación de la supersticiosa mala suerte asociada al número trece. Salvo que este 22 de diciembre se rompa la serie histórica, hasta ahora ninguno de los números premiados del Gordo ha acabado en 13, aunque hasta seis números ganadores comenzaban con este par de dígitos.

Además, hasta en dos ocasiones distintas, en los años 1824 y 1995 –con los números 2.124 y 45.495, respectivamente– , las dos últimas cifras del billete premiado en el sorteo extraordinario coincidieron con los últimos dígitos del año entonces en curso, una auténtica curiosidad estadística.

En el fondo, en cualquier caso, preocuparse por el número, y que sea bonito, o capicúa, no es más que una manera de luchar contra la incertidumbre que acompaña a la Lotería de Navidad. Lo que dicen las matemáticas, más allá de sensaciones y esperanzas, es que un número cualquiera tiene exactamente una posibilidad entre cien mil de resultar premiado, ya que éste es el número total de bolas que estarán en juego durante el sorteo de mañana. Hace treinta años, un número «bajo y feo», como lo describieron entonces, trajo 250 millones de pesetas a la provincia. A ver si esta vez también hay suerte.



Comparte si te ha gustado: